Cómo hace el robot de la NASA para enviar imágenes desde Marte

Noticias

El robot Perseverance, que este jueves llegó a la superficie de Marte, es uno de los instrumentos con más alta tecnología fabricados por el ser humano.

El aparato desarrollado por la Administración Nacional de Aeronáutica y el Espacio (NASA, por sus siglas en inglés) recorrió 480 millones de kilómetros, ingresó a Marte a una velocidad de casi 20.000 km/h y aterrizó en una pieza.

Fue toda una proeza de la ingeniería espacial, pero ¿por qué un aparato tan sofisticado envió sus primeras imágenes con tan baja calidad?

La NASA compartió dos imágenes del sitio en el que se posicionó el Perseverance, en el cráter Jazero de Marte: “Hola Mundo. Mi primer vistazo a mi hogar para siempre”, decía en Twitter.

Esas imágenes fueron las primeras, de baja resolución, pero no serán las únicas y la calidad aumentará, asegura la NASA.

Las dos primeras imágenes enviadas por el Perseverance a la Tierra fueron tomadas por las Hazard Avoidance Cameras (HazCams), seis cámaras instaladas para monitorear el terreno.

Tienen como función auxiliar a los controladores a manejar el robot y están protegidas para el turbulento ingreso a la superficie de Marte y su puesta en terreno.

“Las HazCams detectan peligros en el camino delantero y trasero del robot, como rocas grandes, zanjas o dunas de arena. Los ingenieros también usan las HazCams frontales para ver dónde se puede mover el brazo robótico para hacer mediciones, tomar fotografías y recolectar muestras de roca y suelo”, explica la NASA.

Al llegar al planeta, las cubiertas protectoras transparentes sobre estas cámaras todavía estaban colocadas, lo que afectan la resolución de las imágenes que captan.

“Estas primeras imágenes son versiones de baja resolución conocidas como ‘miniaturas’. Las versiones de mayor resolución estarán disponibles más adelante”, indicó la agencia.

El Perseverance no solo cuenta con las Hazcams: tiene 23 cámaras.

De ellas, nueve son de ingeniería, siete para trabajos científicos, así como las siete de manejo (incluidas las seis Hazcams).

Este fin de semana, a medida que se despliegue el robot y sus cámaras, al tiempo que los datos son procesados en el centro del control en la Tierra, irán llegando más imágenes.

El Perseverance tiene instaladas tres antenas, cada una con diferentes tecnologías y usos que sirven de “oídos” y “voz” para el robot.

La antena de ultra-alta frecuencia (UHF) es el enlace para las comunicaciones con la Tierra.

No lo hace directamente, sino que su señal es enviada a los orbitadores de la NASA posicionados en los alrededores de Marte. Desde ahí se reenvían las señales a los centros de control de la misión en la Tierra.

“Por lo general, una señal de radio tarda entre 5 y 20 minutos en recorrer la distancia entre Marte y la Tierra”, dependiendo la posición que tengan ambos planetas.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *